May 7th, 2012

Barcelona, cuna del modernismo español.

 

La ciudad más vanguardista de España, ubicada entre la montaña del Tibidabo y el mar mediterráneo.  La capital catalana cuenta con una de las colecciones arquitectónicas más destacadas del modernismo europeo, siendo las creaciones de Antoni Gaudí visita obligada para los miles de turistas que la visitan cada año. Algunas de las obras más importantes del arquitecto son: la Casa Milà, el Parque Güell, la Casa Batlló y la Sagrada Familia que aún se sigue construyendo.

Pero Barcelona no es solo arquitectura, también es una de las ciudades más variopintas del territorio español. La Barcelona bohemia de restaurantes, de espectáculos nocturnos,  llamativos bares y cafés. Así como el puerto, los parques, museos, playas y sus mundialmente conocidas Ramblas no dejan indiferente a ningún visitante.

Barcelona fue además sede de los Juegos Olímpicos de 1992, que fueron el escaparate mundial que la ciudad necesitaba para ser confirmada como el destino turístico internacional que le correspondía de antemano. Desde entonces, la oferta hotelera, demanda de apartamentos turísticos, se ha elevado a niveles que no se habían visto anteriormente.

 

Los diferentes barrios que la componen tienen su propio atractivo e historia que contar:

 

Ciudad Vella, también llamada Barrio Gótico, está en el centro histórico de la ciudad y es una de las áreas de Barcelona más apreciadas. Esta zona corresponde al territorio de la Barcelona antigua, y es uno de los barrios más visitados de la ciudad.

La Eixample, ubicada en la planicie existente desde el siglo XVIII entre el casco antiguo (Ciudad Vieja) y las antiguas villas independientes de Sants, Gracia y Sant Andreu de Palomar.

Sants-Montjuïc la zona donde los barrios de La Marina del Prat Vermell, La Marina del Port, La Font de la Guatlla, el Poble Sec, Hostafrancs, La Bordeta Sants y Sants-Badal, Montjuïc y la Zona Franca se conjuntan.

La Vila Olìmpica, Construida frente al puerto deportivo, fue el lugar de concentración de miles de atletas en los JJ.OO de 1992. Actualmente, los apartamentos que los albergaron pertenecen a unas de las zonas turísticas más importantes de la ciudad.

Gràcia, llena de bares y restaurantes que valen la pena visitar. Esta zona corresponde a la antigua villa independiente de Gràcia, y los barrios de Camp de Grassot i Gràcia Nova, La Salut, El Coll, Vallcarca i Els Penitents

Barcelona, montaña y mar. Un lugar en el que usted puede encontrar un punto de relax después del duro año de trabajo.